Skip navigation

Pero la verdad es que siempre dejo que me derrote en el sillón

Pero la verdad es que siempre dejo que me derrote en el sillón

Hay algunos días en los que quiero pensar que puedo. Hay otros tantos donde me doy cuenta que ya no nos damos cuenta. Hay días en los que quisiera ponerme a escribirle y enviarle todos esos mensajes que tengo guardados y que nunca llegaron porque no pude presionar “Send”.

Y hay otros que son de lo peor, donde ya el tiempo no alcanza, donde la noche es una extensión de tu día. Hay días en los que me gustaría dejar esta ciudad y enterrar mis sueños bajo tierra. ¿A quién vamos a engañar? Ese atardecer no va a durar para siempre, ya sólo me queda planear mi siguiente jugada, mi siguiente línea de código, mi siguiente paso, mi próximo disparo. La verdad es que quisiera ser ingenuo y pensar que todo va a estar bien…

//veintidos catorce———————->>>>>>>>>Revisar

/*una vez fuimos (dos),

dentro del mar*/

Hay días que extraño sentarme a pensar en ti, pero hace tiempo que he dejado de llamarme nosotros, no te voy a negar que no me acuerdo. Quisiera poder escribir algo bonito, algo que la gente lea y le agrade, tal vez, un día de estos. Mientras tanto, voy a disfrutar escribir este accidente que surge entre el sonido de las teclas y mis dedos. Hoy me subí en mi patineta, nadie lo noto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: